El Banco Central Europeo está atrapado, ¡también!

Market Analysis /
15 ago. 2017

 

En mi artículo de anoche, comentaba que la Fed está atrapada en un callejón sin salida, o al menos que no tienen una salida en los próximos 10 años. Hoy vamos a dar una mirada al Banco Central Europeo, BCE, quien habiendo seguido los pasos de la Fed y del Banco de Japón, hoy también se encuentra en una trampa de liquidez de la cual no se sale rápido.

Esta madrugada, vimos el dato del PIB Alemán crecer al 0.6% anual. Primero que todo, esto es bajo, y segundo, que es peor, es un dato que sale por debajo de lo que el mercado esperaba. Es decir, los estímulos monetarios generados por el BCE para estimular la economía no están funcionando, y ¿cuál es el problema?

 

 

EE.UU. podría (y debería) entrar a recesión en 2018

Como lo hemos tocado varias veces en este blog, el gigante norteamericano debería comenzar a entrar en recesión alrededor de la segunda mitad de 2018. Esto significa que Europa, uno de sus mayores socios comerciales, tendrá que sentir un impacto dado su menor actividad económica.

 

El Petróleo, la disculpa para la inflación, dejó de ser disculpa.

Con un petróleo que no sube, o que en el mejor de los casos se mantiene entre $45-50 USD por barril, la inflación en Europa no puede repuntar. Si el petróleo se mantiene en este rango, su cambio anual, con respecto a 2016 será nulo, y en caso de que el petróleo caiga, su cambio 12 meses será negativo, lo cual puede inclusive llegar a traer deflación a la economía común.

 

Regla No. 1: En caso de deflación, no entre en pánico, baje las tasas.

Si hubiera un libro con las diez reglas de los Bancos Centrales, esta sería la primera. La deflación es una situación de exceso de oferta que provoca una disminución generalizada de los precios y que por obvias razones desata una recesión económica. Nadie quiere comprar o invertir en nada, si mañana lo puede comprar más barato. Y esto es lo que está comenzando a pasar en la economía más grande de la zona Euro. Con un crecimiento de 0.6%, lo cual es mucho menor a lo esperado, el BCE debería estar listo para bajar las tasas.

Para evitar la deflación, que es el monstruo de los bancos centrales, existen políticas monetarias que permiten crear demanda. Las dos más comunes son bajar las tasas e inyectar liquidez a la economía. El problema es que todos los bancos centrales del mundo abusaron de estos dos mecanismos durante los últimos 10 años y actualmente el BCE tiene sus tasas de interés en terreno negativo, en -0.40% desde marzo de 2016.

 

Regla No. 2: Suba las tasas para poder bajarlas ante una deflación.

Como es obvio, cuando las tasas están en cerca de cero, o peor aún, negativas, es imposible bajarlas más y esperar crear un efecto significativo en la economía, es decir, generar consumo. Lo que deben hacer los bancos centrales en esta situación es bajar las tasas considerablemente, pero para poder hacer esto tienen que estar lejos de la trampa de liquidez del cero. Es decir, tienen que tener sus tasas lejos del cero. Tal vez en 2%, tal vez en 3% o hasta en 5%, pero subirlas, aunque sea marginalmente, crearía una menor demanda de consumo y un mayor costo financiero para la ya aporreada economía.

Es este caso, la única salida es seguir creciendo al 1% por otros 15 años, como lo sigue haciendo Japón desde 1990, o subir las tasas y generar un gran coletazo a la economía europea y por ende a la economía mundial. En mi opinión, el BCE quiere optar por la segunda opción, sin embargo, el mercado no cree que sea capaz y actualmente está asignando una probabilidad menor al 7% de que el Banco Central Europeo suba sus tasas en los próximos 6 meses.

 

 

 

Feliz Trading,

Nicolás Mondragón
Estratega de Mercados
Twitter: @mondra723

 

 

La información proporcionada aquí ha sido producida por terceros y no refleja la opinión de AxiTrader. AxiTrader ha reproducido la información sin alteración o verificación y no garantiza que este material sea exacto, actual o completo y no se debe confiar como tal. La información no debe interpretarse como una recomendación, consejo de compra o venta, o una solicitud de oferta de compra o venta de cualquier producto financiero, o para participar en alguna estrategia de trading en particular. Los lectores deben buscar su propio consejo. La reproducción o redistribución de esta información no está permitida.

More on this topic

See More News

Abra una cuenta. Opere en minutos.

Empiece su viaje por los mercados con un bróker de confianza, regulado y ganador de múltiples premios.

Empezar Ejecutar Demo