Economía en Estados Unidos: ¿qué está pasando con el dólar?

Market Analysis / 3 Min Read
31 mar. 2021

El último dato de mayor relevancia que hemos conocido en Estados Unidos ha sido la nueva bajada en los datos sobre las nuevas peticiones de subsidio por desempleo una semana más, algo que nos indica que el mercado laboral en Estados Unidos ha ido mejorando de manera constante. Nos hemos colocado en 547.000, cifra histórica desde que comenzase la pandemia.

Recordemos que su punto máximo se produjo en enero cuando se alcanzaron los 900.000, si bien es cierto que aun queda mucho por hacer ya que se está muy por encima del nivel habitual que solía estar en 250.000 antes de que comenzase la pandemia el pasado mes de marzo.

La situación actual en el marco laboral de Estados Unidos ha mejorado gratamente

El mercado laboral en su conjunto ha ido mejorando en el país americano. El mes pasado se crearon 916.000 empleos, la mayor cantidad desde el pasado mes de agosto. El índice de desempleo ha descendido al 6%, niveles muy inferiores a lo que nos encontramos en el punto máximo de la pandemia, cuando se llegó a ver incluso el 15%. Actualmente, la cifra que conocemos cada jueves es de gran importancia ya que mide únicamente a gente que ha perdido su puesto de trabajo sin que haya sido por su culpa.

Sin embargo, según ha anunciado Reuters, la principal amenaza en este momento para Estados Unidos es el temor a una nueva ola de la pandemia en los próximos meses, a pesar del crecimiento acelerado gracias a los estímulos del Gobierno, a la campaña de vacunación y la vuelta a la normalidad. Se prevé un crecimiento en la economía de en torno un 6,2% para este año, marcando así la mayor expansión desde el año 1984. Sin embargo, son muchos economistas los que ya opinan que este crecimiento se podría ver aumentado incluso en 7%. Por su parte, el Fondo Monetaria Internacional lo estima en 6,4%.

La preocupación en torno a la inflación por el temor a una prematura subida de tipos

Un dato que está puesto en el punto de mira es el de la inflación, ya que se podría llegar a alcanzar el 2% incluso este año. Goldman Sachs ya ha vaticinado que la economía de Estados Unidos tocará techo este trimestre con un repunte del 10,5%, dato que viene respaldado por la aceleración de la campaña de vacunación y el paquete de estímulo por valor de 1,9 billones de dólares que se aprobó recientemente. También se estima que durante el tercer trimestre el crecimiento de los datos del PIB se ralentizará ligeramente y podría seguir bajando levemente a lo largo de los siguientes.

No obstante, se sigue pensando que el crecimiento económico del país se seguirá manteniendo por encima de la media y que el ritmo alcanzará su punto máximo en el próximo mes o el siguiente como mucho, coincidiendo precisamente con el momento en que la reapertura económica alcance el máximo impacto.

Aunque es muy probable que la tasa de inflación pueda seguir subiendo en los próximos meses, hay mucha verdad en lo que afirma la Reserva Federal sobre que se trata de una subida transitoria para este año ya que es gracias a la elevada vacunación, así como las menores restricciones en los negocios y los planes de estímulo.

La Fed se ha esforzado en asegurar que no se modificarán las tasas de interés al menos hasta 2023, algo que ha ayudado a mitigar los temores de que la economía se podría estar sobrecalentando y generando presiones permanentes en la inflación.

La Reserva Federal se mantiene en una posición reservada ante el crecimiento de la economía

Por lo tanto, es pronto aun para pensar que la economía de Estados Unidos está sobrecalentada cuando la recuperación todavía está lejos de una etapa de expansión. Sí existen presiones inflacionarias que provienen del incremento de las materias primas y de combustibles, pero también de insumos estratégicos como semiconductores y chips, cuyo desabasto no es tan fácil de resolver a través de cambios en el proceso de manufactura y de abrir capacidad excedente a rivales.

Descargo de responsabilidad: la información no debe interpretarse como una recomendación; o una oferta de compra o venta; o la solicitud de una oferta para comprar o vender cualquier valor, producto financiero o instrumento; o para participar en cualquier estrategia comercial. Los lectores deben buscar su propio consejo. No se permite la reproducción o redistribución de esta información.

More on this topic

See More News

Ready to trade your edge?

live account Demo